Los puntajes en la gimnasia

Asistir a un evento de gimnasia siempre será una de las experiencias con mayor aprendizaje. El solo hecho de ver este deporte por televisión es gratificante, te atrapa y te lleva a vivir de las presentaciones más estéticas del mundo. Cuando lo observamos por primera vez es difícil conocer los criterios que los jueces ocupan para otorgar las calificaciones, solo sabemos que entre más alta sea la puntuación es mejor.

Para dictaminar una calificación existe un proceso y ciertos puntos a considerar. La Federación Internacional de Gimnasia elaboró un Código de Puntos que marca los criterios para las evaluaciones de las gimnastas. 

Todos los ejercicios se clasifican de acuerdo a la dificultad de sus elementos en siete categorías donde A es el valor del ejercicio más sencillo:

A equivale a .10

B equivale a .20

C equivale a .30

D equivale a .40

E equivale a .50

F equivale a .60

G equivale a .70

En una competencia de gimnasia artística, los jueces se dividen en dos páneles, el primero registra el contenido del ejercicio, es decir: dificultad, enlace y los requisitos especiales del grupo de elementos.

En la dificultad se califica que se incluya el número de elementos correspondientes a cada grado de dificultad, en el enlace se toma en cuenta el dominio técnico y artístico para alcanzar elementos de alta complejidad, y en los rEquisitos especiales se observan las características que tienen cada elemento que conforma una prueba y que la gimnasta debe presentar de manera obligatoria.

 El segundo panel registra las deducciones de cada ejercicio: faltas generales, de ejecuciones específicas y faltas de presentación artística, las últimas se refieren a la forma en que se ejecuta cada elemento, la armonía que se muestra en la rutina  y la presencia y elegancia de cada deportista.

El valor de una rutina puede ser mayor de diez puntos debido a que la suma de ambas mesas de jueces puede dar un puntaje hasta de 17 unidades. 

Existen otras claves que se deben tomar en cuenta para la calificaciones, sin embargo, estos puntos son fundamentales para aprender acerca de este deporte. 

Fuente: CONADE.

 

Jake Dalton y la importancia de dominar el piso para alcanzar el éxito

Si usted busca en internet el nombre de Jacob Dalton se encontrará con resultados como: “conoce a uno de los gimnastas más sexys del mundo” o “no se pueden perder las mejores fotos de Jacob Dalton”. Sin embargo, más allá del atractivo físico, fue la gimnasia y el trabajo constante lo que llevó a este deportista al verdadero éxito. 
 
El primer acercamiento de Jake con la gimnasia fue gracias a la película “American Anthem”, protagonizada por el campeón olímpico Mitch Gaylord, y poco después su entrenador de beisbol le recomendó practicar la disciplina, para mejorar la fuerza de su brazo. Así, a muy temprana edad, el estadounidense descubrió la que sería su vocación. Y no falló en la elección. 
 
Como gimnasta, Dalton tuvo una carrera corta, como es habitual en este deporte, pero eso no significó que haya sido irrelevante o poco importante. La capacidad de Jacob le llevó a ser uno de los mejores atletas de su país desde 2009, cuando hizo su debut senior, hasta 2017, año en el que decidió retirarse. 
 
Tanto NCAA como en campeonatos nacionales, Jake se hizo dueño de las pruebas de salto y piso en un par de años. Su competitividad y trabajo le permitieron ser parte del equipo que viajó al Campeonato Mundial de 2011, celebrado en Tokio, Japón. 
 
En tierras asiáticas, Jacob no consiguió colgarse ninguna medalla de manera individual, pero tuvo un decoroso octavo lugar en piso. Sin embargo, fue en esa modalidad (piso), junto con el salto, con el que pudo ayudar al representativo estadounidense para ganar la medalla de bronce. 
 
Un año después de su primera experiencia en un mundial, Dalton tuvo la oportunidad de representar al país de las barras y las estrellas en el mejor escenario que puede haber: los Juegos Olímpicos. 
 
En Londres los ánimos del equipo estadounidense no podían ser mayores, ya que llegaban de obtener un gran resultado en Tokio y el propio gimnasta lo reconoció. “Vamos a salir con una medalla, eso es lo que pensaba yo. Me decía ‘no importa lo que hagamos, vamos a conseguir una medalla’”, aceptó Dalton, pero la historia fue muy diferente, ya que en tierras olímpicas se tuvieron que conformar con un quinto puesto en la prueba por equipos. 
 
De manera personal, Jacob ocupó la quinta posición en el ejercicio de piso, un puesto que no le entregó medalla pero sí el reconocimiento de estar entre los mejores de la modalidad a nivel mundial. Sin embargo, aún con todo el esfuerzo, se regresó con las manos vacías de Londres 2012. 
 
“Creo que he sido capaz de crecer y aprender de eso, que no sólo debes tomar las cosas por sentado”, aseguró Dalton después de una participación “decepcionante” para él y su equipo. 
 
El siguiente ciclo olímpico fue la confirmación del estadounidense como uno de los mejores de su país, conquistando torneos y medallas en las pruebas de piso, salto (sus especialidades) barras paralelas y anillas, con lo que fue capaz de conseguir la puntuación necesaria para asistir a su segunda experiencia olímpica, en Río de Janeiro. 
 
En Brasil la experiencia no fue diferente para Estados Unidos y Dalton. De nueva cuenta la prueba por equipos terminó como cuatro años antes, en quinto lugar. No hubo una oportunidad de mejora. Sin embargo, de manera individual, Jake incluso dio pequeño paso hacia atrás, pues del quinto puesto en piso hecho en 2012, en Río alcanzó un sexto lugar, muy alejado de las posiciones de medallas. 
 
Paralelo a su carrera como gimnasta, el estadounidense se involucró en el mundo de la moda con su propia marca: Mesomorphic, con la que busca “crear algo que motivara a los niños a permanecer en nuestro deporte”. 
 
Por su parte, Youtube tampoco se salvó del espíritu emprendedor de Jacob. Antes de participar en Río 2016, el atleta abrió su propio canal para mostrar su camino rumbo a la justa olímpica y después la ha mantenido activa subiendo videos de tips relacionados al mundo de la gimnasia. 
 
Con 25 años la posibilidad de que Dalton siga compitiendo al más alto nivel parece complicada, ya que la gimnasia es un deporte “fugaz”. Sin embargo, no debe preocuparse mucho por su futuro, pues con su línea de ropa, la oportunidad de ser entrenador o aparecer en revistas de modelos le dará la oportunidad de mantenerse vigente. 

 

La gimnasia acompaña a los Juegos Olímpicos desde Atenas

Hablar de la gimnasia en Juegos Olímpicos es hablar de los inicios del evento deportivo que une a lo mejor del deporte cada 4 años. Pues la gimnasia ha estado en los JJOO desde sus inicios en Atenas 1896 y ha continuado hasta nuestros días en los llamados juegos modernos. Es regulada por la Federación Internacional de Gimnasia y por mucho es de los deportes más esperados durante los juegos, duelos a muerte que derrochan espectáculo y nervios a los aficionados.
 
La gimnasia es un deporte que se constituye por seis disciplinas, aunque solo tres de ellas son aceptados en los Juegos Olímpicos. Se trata de de la gimnasia artística, gimnasia rítmica y la gimnasia de trampolín, y Comité Olímpico Internacional permite que se compita en nueve eventos masculinos y nueve femeninos, ya sea por equipos o individual.Dependerá de los gustos de cada quien para elegir la mejor presentación de la gimnasia en los Juegos Olímpicos, pero indudablemente es la presentación de la gimnasia rítmica, es donde los aficionados suelen emocionarse en cada presentación.
 
Gimnasia Artística
Esta disciplina es de las más espectaculares, pues incluye varias presentaciones del deportista, ya sea que compita individualmente o por equipos. Para los hombres comprende de varios aparatos: barra fija, barras paralelas, salto de potro, suelo, anillos y caballo con arcos. Mientras para las mujeres son menos aparatos: barra de equilibrio, barras asimétricas, salto de potro y suelo.
 
Gimnasia rítmica
En dicha disciplina se compite de forma individual y exclusivamente para las mujeres, es que el emociona más a los aficionados por la dificultad que puede presentar cada participante en su presentación. Es acompañada por música y en ocasiones con las palmas de los espectadores, para lucir suele utilizar algunos objetos como: mazas, aro, cinta o lazo y cuerdas. La presentación puede variar en tiempo y se acompaña de expresividad corporal.
 
Gimnasia de trampolín
Esta disciplina es de reciente inclusión a los Juegos Olímpicos, pues se comenzó a participar a parte de de Sidney 2000. La especialidad de cama elástica es la que brinda medallas en JJOO, y trata de impulsarse a través de un trampolín para realizar saltos y se califica la ejecución (posición, apertura, colocación de las piernas y de los brazos). Los competidores deben realizar diez saltos acrobáticos combinados (saltos mortales simples, dobles y triples, giros en diferentes direcciones) ejecutados con alta precisión, técnica precisa y a una altura de hasta 10 metros.   
 
A lo largo de la gimnasia en los Juegos Olímpicos el medallero ha sido controlado por la extinta Unión Soviética, esto debido a que incluía algunos países como Rusia y Rumania, que se destacan por tener excelentes gimnastas. Pero por ahora países asiáticos han mejorado y pelean por ser lo mejores del mundo, se trata de Japón y China. Finalmente el país que controla la gimnasia por el momento es Estados Unidos, pues con entrenadores europeos ha sidos capaz de perfeccionar la técnica y derrocar a los grandes. 

Larisa Latynina es el antes y el después de la gimnasia mundial

 

En los años cincuentas la Unión Soviética fungía como una de la naciones más poderosa del mundo, no solo en cuestión de territorio, también en la cuestión deportiva. Así transcurrió por los años que duró, en su territorio tenía algunas tierras que ahora son conocidas por su práctica de gimnasia, entre ellas Rusia, Rumania, Yugoslavia y Ucrania. Entonces la URSS podía presumir de tener a los mejores gimnastas.

En esos años, cuando la Unión Soviética era tan poderosa, resaltaba la la gimnasta Larisa Latynina, su especialidad era su participación en piso. Nacida en lo que hoy es Ucrania, pero con nacionalidad rusa. La gimnasta debutó a los 19 años y finalizó su carrera a los 32, en 13 años como deportistas consiguió sumar 18 medallas olímpicas, tanto de forma individual y en equipos.

Ante tal cantidad de metales fue por muchos años la deportista con más metales olímpicos en la historia de los JJOO. Sus grandes exhibiciones la llevaron a ser parte del Salón Internacional de Gimnasia, en donde se pueden observar algunas fotografías de sus presentaciones. Además, en 1989 fue condecorada por el Comité Olímpico Internacional. Pero no fue todo lo que logró, aparte de JJOO, ganó en su carrera 28 medallas entre Mundiales y Campeonatos de Europa.

Un logro más que la coloca en los libros de historia es que consiguió el oro en suelo en sus tres participaciones olímpicas. Sólo otras tres mujeres deportistas han conseguido defender dos veces el oro en la misma prueba olímpica: La nadadora australiana Dawn Fraser, la nadadora húngara Krisztina Egerszegi y la tiradora de esgrima italiana Valentina Vezzali.

Tras su retiro en el Campeonato del Mundo de Dortmund en 1966, no se alejó de la gimnasia, se dedicó a entrenar a los equipos y gimnastas individuales de la Unión Soviética, por lo cual contribuyó al desarrollo y competitividad de la gimnasia, sobre todo de lo que hoy es Rusia, en donde actualmente radica sus 82 años de edad, ya retirada en la localidad de Semenovskoye.

Su nombre estaba escrito en los libros de la historia por mucho tiempo, pues le bastaron participar en 4 ediciones de Juegos Olímpicos para convertirse en la máxima poseedora de medallas con 14 de forma individual y 3 más en equipos, para un total de 18. Sin embargo apareció un fenómeno del deporte llamado Michael Phelps, un nadador que consiguió superar en medallas a la gimnasta.

 Por ahora Phelps la ha superado en medallas olímpicas totales con 28, e individualmente están empatado con 14. Aunque ya no figura como la mejor, Larisa Latynina dejó un legado para la gimnasia mundial, pero también para Ucrania y Rusia, su escuela ha dejado más enseñanzas a lo largo de su carrera como deportistas y entrenadora.